Entrevista Jesús Blanca García

 

 

Seguimos conociendo a aquellos componentes que comenzaron esta andadura musical hace ya casi 10 años. Hoy es el turno para Jesús Blanca García, corneta de nuestra Agrupación Musical. Él comenzó a vivir este sueño desde aquel maravilloso 26 de Septiembre de 2006, día que empezó nuestra historia…

 

Os dejamos con la entrevista a Jesús Blanca García:

 

1. ¿Qué te llevo a formar parte de esta Agrupación Musical? ¿Por qué te llamó la atención nuestra Agrupación y no otra banda?

            Siempre estuve ligado al mundo cofrade. Empecé a dar mis primeros pasos como nazareno, en mi Hermandad del Resucitado. Disfrutaba así de esta pasión, hasta el día en el que con catorce años decidí ponerme por primera vez un costal, junto al Señor de la Entrada Triunfal. En San Lorenzo daba un paso más en mi forma de disfrutar todo esto, pero sentía que algo faltaba.

            Un día paseando con unos amigos vi un cartel de la Hermandad del Cristo de Gracia, en el que informaba de la creación de una Agrupación Musical. Sin pensármelo mucho di el paso y fui a la reunión que daba comienzo al proyecto, y desde ese día hasta hoy no he podido separarme de ella.

            Escogí esta banda por el hecho de que se empezaba de cero en todos los sentidos: formación musical, gente joven y con ganas de adentrarse en este mundo etc. Además de ser una Hermandad especial para mí.

2. Desde aquel 26 de Septiembre de 2006 hasta el día de hoy, ¿Cómo catalogarías la evolución musical de la Agrupación Musical?

            La Agrupación Musical ha adquirido en pocos años un nivel extraordinario. La base de este gran crecimiento para mí está en la cantidad de ensayos y de tiempo que todos le dedicamos a esto tanto colectiva como individualmente, la insistencia en interpretar bien una marcha, en hacer los matices como son... etc. hay una palabra que define perfectamente a este grupo de personas, y es COMPROMISO.

3. Sabemos que te gusta el costal, ¿qué fue lo que te ha llevado todos estos años a seguir en la Agrupación Musical y renunciar en parte a tu otra pasión dentro del mundo cofrade?

            Es cierto que desde muy joven el mundo del costal fue mi pasión dentro de este mundo, pero a lo largo de este tiempo el hecho de conocer bien el grandísimo esfuerzo que realizamos los músicos para tocar en Semana Santa, trabajar diariamente en lo que te gusta, los ensayos y la gente es lo que me hizo en parte renunciar al costal, y digo en parte porque aun sigo sacando pasos cuando tengo un hueco o la banda lo permite si no tocamos. Al principio si podía compaginar más las dos cosas porque evidentemente tocábamos menos en Semana Santa, pero ahora ya con toda la semana cubierta de contratos solo saco mi cofradía el Domingo de Resurrección.

4. ¿Con qué marcha te defines de nuestro repertorio? ¿Por qué?

            Os podría decir varias, pero indudablemente con la que más me defino es con la marcha compuesta por nuestro director; Manuel Roldán “Y Yo Soy la Resurrección y la Vida”. Marcha que está dedicada a la Hermandad del Resucitado de Córdoba y a la cual yo pertenezco como hermano desde hace ya más de dos décadas. El sentimiento que me produce el tocar esta marcha ya sea en un concierto, en los ensayos o en Semana Santa es indescriptible para mí; solamente se trata de cerrar los ojos y ver a mi Señor a los sones de su marcha por su barrio.

5. La procesión en la que llevamos actuando más años es la de la Santa Cruz de nuestra Hermandad (9 años), ¿Qué crees que tiene de especial dicha procesión?

            Para nosotros es otro de los grandes actos de nuestro curso cofrade, una fecha más que señalada junto al Jueves Santo y el concierto de Cuaresma en nuestra Iglesia. Es un día en el que los jóvenes de la Hermandad tratan de vivir con mucha ilusión porque para algunos es la primera vez que salen de costaleros, para otros la primera vez que van a tocar con la banda etc.

6. ¿Piensas que una Agrupación musical es una buena forma de atraer a la gente al mundo cofrade y religioso?

            La verdad es que sí. En la Agrupación Musical no solo se trata de ir a ensayar, también haces piña con las personas que confrontan la Hermandad, y de esta forma te vas introduciendo más de lleno en todo, te vas involucrando en pequeños actos organizados en la Parroquia y llegando al mundo cofrade y religioso. Si perteneces a una hermandad, la cual pertenece a la Iglesia, es inevitable que el contacto religioso este presente, siendo el hecho de defenderlo desde la música un gesto muy noble y humano.

7. Cuéntanos alguna anécdota que te haya ocurrido en la Agrupación Musical durante estos diez años de andadura.

            Anécdotas podría contaros muchísimas, imagínate a lo largo de estos diez años... Pero en concreto ahí va una anécdota precisamente de los primeros años de la banda y en la cual yo soy el protagonista: De camino a un concierto en la Iglesia de San Andrés se me rompieron los zapatos y tuve que volver a mi casa a por unos nuevos, no encontré otros zapatos negros y con los nervios de esas primeras veces que tocábamos me puse unos zapatos de color blanco. Imagínate las bromas de mis compañeros que han estado presentes hasta hace unos pocos años atrás y de vez en cuando recordamos como algo que fue de lo más llamativo.

8. ¿Tienes alguna costumbre antes, durante o después de alguna procesión o certamen? Cuéntanosla.

            La verdad es que no tengo ninguna costumbre reseñable, salvo santiguarme y tocar dos imágenes que llevo debajo de mi gorra; una de mi Señor y otra de mi pareja. Por lo demás diría que concentrarme en las marchas que vayamos a interpretar y tratar de hacerlo de la manera trabajada en los ensayos, para así salir lo mejor posible y quedar satisfecho con el esfuerzo dedicado.

9. ¿Cuál fue la primera marcha que interpretaste? ¿Qué sentiste al tocarla?

            Pues diría que fue “Christus Vincit”, en el cocherón de la Hermandad. Apenas éramos unos críos e íbamos con la sudadera marino que nos indumentaba. Sentí algo mágico dado que después de un largo tiempo de ensayo de repente estábamos ahí, tocando casi por primera vez delante del Señor del Alpargate la primera marcha de nuestra historia musical y humana.

10. ¿Cuál ha sido para ti tu momento más importante como músico?

            Pues he vivido muchos momentos importantes, pero el que recuerdo con más nostalgia y emoción sin duda es el de tocar por primera vez detrás del paso del Cristo de Gracia en la tarde - noche del Jueves Santo de 2008 en la calle Alfaros. Fueron unas diez marchas o así creo recordar, pero el haber estado muchísimo tiempo preparándonos para interpretar esas marchas a nuestro Señor fue algo que recordaré de por vida; el ver esa ilusión y el sentimiento que le poníamos un grupo de jóvenes será uno de los momentos más importante que he vivido en estos diez años.

Realizada por:

Javier Romero Pérez

María del Carmen Clariana Pedregosa

Sergio González Balbuena

Juan José Piedra Barrios

Componentes de la Agrupación Musical Santísimo Cristo de Gracia